FACEBOOK:

FACEBOOK

Melanie Anabella

lunes, 17 de diciembre de 2012






Todo, cada momento, cada persona, cada error me trajo hasta acá y solo ACÁ soy feliz.
Quien hubiera dicho que en solo un año mi vida iba a dar un giro de 360 grados, dos veces, como si no me diera descanso nunca, conocí, dejé, salí, viví, lloré, cuanto lloré! Y todo eso que tanto lloraba hoy no es más que un recuerdo; y mucho de lo que me hacía llorar hoy me hace reir y gran parte de eso, ya no existe.
Supongo que de eso se trata la vida, de ganar, de perder, perder y perder para ganar, porque ahora gané, porque ahora encuentro todas las piezas que, creí, me faltaban, pero en realidad estaban en mí.
Todos los años aprendemos algo distinto, lo aburrido que sería si no fuese así, pero este año fue tan distinto, cuando empezó yo creía que iba a ser MI año y a medida que fue pasando creía que no podía ser peor, pero ahora que termina entiendo, que no se trata de los momentos felices los que hacen al mejor año, se trata de todo lo que sirve para crecer, lo bueno y malo. 
Este fue mi año, eso digo hoy, seguro el próximo diga lo mismo, no sé, pero fue un curso avanzado sobre la vida y lo fuerte que te golpea cuando no estas preparado, y nunca estas preparado, estuvo lleno de momentos que no voy a sacar de la cabeza, lleno de personas que saqué de mi vida y lleno de historias que solo unos pocos saben, quienes de verdad me conocen, los que tienen pase libre a mis sentimientos y mi historia.
Cada uno atrae a su vida lo que realmente desea y cree, pero tambien lo que merece y me alegra merecer tanto amor y contención, seguramente hice algo bien a pesar de no ser perfecta.
De muchas cosas estoy orgullosa y de otras no, las reservo para mí, algun día voy a cambiar lo que quiero, pero no me desespera, porque tengo un camino largo y si hay algo que aprendí este año, es que lo imposible puede suceder si uno se lo propone, que un momento puede cambiar toda una historia y que todo puede ir mal, pero ese dolor no es eterno.

No hay comentarios: